BUSCAR EN ESTE BLOG

20 de agosto de 2017

DANTE Y LA DIVINA COMEDIA

DANTE Y LA DIVINA COMEDIA
El informe para este fascículo de CEAL, Capítulo Universal- La Historia de la Literatura Mundial Nº 8 /101,  ha sido preparado y escrito por el profesor Sergio T. F. Giusti. La redacción final estuvo a cargo del departamento "Capítulo Universal" del Cen­tro Editor de América Latina. El profesor Jaime Rest realizó la supervisión técnica. Buenos Aires, 1970.


LA "DIVINA COMEDIA"

Esta titánica demostración del inge­nio, la fe y el arte humanos es un poema en tercetos encadenados com­puesto de tres cánticos: Infierno, Pur­gatorio y Paraíso. Su proyecto se re­monta a los años siguientes a la muerte de Beatriz (1290), y los pri­meros dos cánticos fueron escritos entre 1307 o 1308 y el año de la muerte de Enrique VII de Luxemburgo (1313), aproximadamente. La totalidad de la obra, incluyendo varias correcciones y retoques de lo ya hecho, fue acabada poco antes de la muerte del poeta (1321).
Dos veces designa Dante a su obra con el nombre de Comedia (Inf., XVI, 128 y XXI, 2). En otro pasaje la lla­ma "sagrado poema" (Par., XXIII, 62), y poco más adelante (Par., XXV, 1) "poema sacro". Boccaccio la llamó "divina", pero, recién una edición ve­neciana de 1555, para afirmar a la vez su carácter sacro y su perfección ar­tística, llevaba el título de Divina Co­media, que nunca más fue abandona­do, especialmente después de la edi­ción de la Academia de la Crusca, de 1595.
En la epístola dirigida a Cangrande della Scala, el poeta declara haberla llamado comedia, porque tiene, al igual que la acción dramática homó­nima, un comienzo turbio y agitado (Infierno) y un final sereno y tran­quilo (Paraíso), y porque la lengua empleada en ella es el vulgar y no el latín, más apto para la tragedia.


La  acción imaginaria
En la noche que va del jueves al viernes santo —7-8 de abril de 1300, año del Jubileo convocado por Bonifacio VIII—, Dante imagina hallarse en una selva oscura y horrorosa sin saber cómo ha llegado allí, pues perdió el derecho camino en un estado de inconsciente somnolencia. Hacia el amanecer del viernes, alcanza el pie de un alto cerro, cuya cima iluminan los rayos del sol. Pero, cuando em­prende la marcha ascendente, tres fieras —una pantera, un león y una loba— le cierran el camino. Ya re­trocede desesperanzado, cuando de pronto se le aparece la sombra del poeta latino Virgilio: su autor prefe­rido, el exaltador de Roma y del Imperio (Eneida) y compositor de la Égloga IV, en la que el Medioevo vis­lumbró una inconsciente profecía de la venida de Cristo (v. Purg. XXII, 67).
Virgilio ha sido enviado por Beatriz, quien, en un acto de amor, ha descendido del Paraíso hasta el Lim­bo —morada ultraterrena de los pa­ganos virtuosos— para encomendarle la protección y guía del extraviado Dante. Este, para salvarse, deberá re­correr, observando y meditando, el triple reino de la condenación eterna, de la temporánea expiación y de la eterna bienaventuranza. En efecto, el poeta realiza el místico viaje entre el anochecer del viernes 8 de abril y el del siguiente viernes 14. A través de todo el Infierno y hasta el último trecho del Purgatorio lo guía Virgilio. Más allá no puede seguir el virtuoso, por pagano y can­tor de Eneas, por lo cual le sucede la propia Beatriz.
Aparece ésta de improviso sobre un carro que forma parte de un cortejo alegórico, rodeada por un coro de ángeles que derraman flores alrededor. Severa en el primer encuentro, reprocha al poeta por los pecados en que incurrió después de su muerte, y lo obliga a confesarlos entre lágrimas. Luego, un ángel lo purifica sumergiéndolo en los ríos Leteo, que otorga el olvido del mal, y Eunoé, que dispone hacia el bien.
Ya purificado, Dante vuela con Bea­triz de Cielo en Cielo. Cuando alcan­zan la Corte Celestial, ella vuelve a ocupar su sitio entre los más cerca­nos al Señor, y es el anciano San Ber­nardo quien sigue acompañando al poeta y que, por mediación de la Virgen, obtiene para él la gracia de contemplar y comprender a Dios uno y trino.




Seguidores

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

+GOOGLE

Add to Google Reader or Homepage

PÁGINA PRINCIPAL